Historia sentimental de Lady Gaga: la estrella a la que el éxito le robó el amor

04/08/2019 | Espectáculos |

La intérprete ha manifestado que sus relaciones de pareja han marchado en sentido opuesto a su carrera: con cada éxito profesional, llega una nueva ruptura

Cuando Lady Gaga saltó a la fama, hace ya más de una década, la intérprete estadounidense solía llamar la atención por sus exóticos atuendos y sus sorprendentes declaraciones. En alguna ocasión llegó a asegurar que temía a las relaciones sexuales con su novio porque él podría robarle su creatividad a través de sus partes íntimas.

Con el paso del tiempo, Gaga ha ido moderando su apariencia y también sus declaraciones, pero de lo que no ha dejado de hablar es cómo su éxito le ha costado varias rupturas amorosas.

Parece como si su vida personal se viera afectada de manera directa y en sentido opuesto a los logros en su carrera ya no sólo en la música, sino también en el cine y la tv.

La intérprete, a quien no deja de relacionársele con Bradley Cooper a raíz de su trabajo en A Star is Born y de su presentación en los premios Oscar, donde derrocharon química sobre el escenario, fue vista esta semana besando a un hombre que no es el actor.

Se trata del ingeniero de sonido Dan Horton, con quien la estrella fue captada en el restaurante Granville en Studio City, California, en donde se mostraron muy cariñosos y se besaron en varias ocasiones.

"Se estaban besando mientras hablaban muy de cerca. Irónicamente, ella tenía una mesa en el frente, cerca de la acera, por lo que estaba claramente de acuerdo con ser vista. Parecía muy feliz al interactuar con el chico con el que estaba", declaró a la revista People una de las personas presentes en el lugar.

Parece que Gaga está lista para embarcarse en una nueva aventura amorosa, después de haber sufrido varios tropiezos que le rompieron el corazón.

La última prueba de lo opuesta que han resultado su carrera y su vida amorosa fue la reciente temporada plagada de premios en la que rompió su compromiso con Christian Carino, que también era su agente.

La intérprete y Carino fueron vistos a principios de 2017 en un concierto de Kings of Leon, poco después de que ella terminara su relación con Taylor Kinney.

Sin ofrecer muchos detalles de su romance, en octubre de 2018 la cantante confirmó que estaba comprometida, pues durante un homenaje que le hicieron agradeció a la gente que la había apoyado y se refirió a Christian como su "prometido".

A Gaga ya se le había visto luciendo un enorme anillo con un diamante rosa, que sólo despertó las especulaciones sobre su estatus sentimental.

 

Sin embargo, la historia terminó apenas unas semanas antes de la entrega del Oscar, en pasado febrero, y en medio de la euforia que Gaga desató con A Star is Born.

En la entrega de premios de cine más famosa del mundo, Lady Gaga se llevó el premio a la mejor canción original por Shallow.

Para los amigos de Gaga no fue una sorpresa el fin de esta relación. "Siempre pareció que Christian estaba más involucrado en la relación que Gaga".

Su reciente ruptura sólo sirvió para alimentar lo que ella misma dijo en el documental de 2017 Gaga: Five Foot, Two, donde confesó que cada que hay un gran éxito en su carrera, su vida amorosa sufre las consecuencias. "Es como una rotación. Mi vida amorosa se colapsó".

Antes de Carino, Gaga tuvo un romance de cinco años con el actor Taylor Kinney, a quien conoció en la grabación del video You and I.

El actor la acompañó mientras afianzaba su carrera musical y en los inicios de su carrera como actriz, pero terminaron cuando ella obtuvo el papel en A Star is Born.

En el mismo documental, Gaga hablaba de lo mal que se sentía por sus problemas con Kinney. "Taylor y yo estamos peleando y eso apesta. Mi límite con los hombres es simplemente que ya no tengo uno. En las relaciones deben moverse juntos".

Pero los famosos no se movieron juntos y Gaga reconoció que quizás su ascendente carrera contribuyó a la ruptura. "Hice una película y perdí a Taylor. Es la tercera vez que me rompen el corazón así".

Las otras dos veces fueron con Matt Williams y Luc Carl. Con el primero salió entre 2009 y 2010, justo cuando su carrera como cantante despegó a nivel mundial. "Vendí diez millones de discos y perdí a Matt", declaró entonces Gaga.

Williams, conocido como "Dada", fue director creativo del equipo de Gaga que desarrollaba sus conceptos, llamado Haus of Gaga, en clara alusión a la "Bauhaus".

La cantante y Williams se conocieron en un restaurante de sushi en Los Ángeles, se hicieron amigos y después novios. "Dada es birllante y éramos unos amantes locos, pero lo detuve cuando descubrimos la fuerte conexión creativa que teníamos. No quería que se tratara sólo de un amor descuidado", explicó tiempo después la intérprete.

Con Luc Carl, un promotor de clubes nocturnos, Gaga tuvo una de sus relaciones más largas. Comenzaron a salir en 2005, se separaron y cuando la cantante ya era una estrella mundial decidieron darse una nueva oportunidad.

"Realmente nunca he amado a alguien como lo amé a él o como lo amo. Esa relación realmente me formó. De alguna manera comprendí que si no puedes tener al chico de tus sueños, hay otras maneras de dar amor", comentó Gaga a la revista Rolling Stone en 2009.


¿A quién votarías para presidente?